Misión Parker Solar : más informaciones sobre la corona solar

Lanzada el 4 de agosto de 2018, la Sonda Solar Parker (PSP) estudiará el Sol durante 7 años. Situado en una órbita muy elíptica, de modo que el perihelio es inferior a 0,17 UA y el aphelio a nivel de la órbita de Venus, la misión de la NASA es la de todas las hazañas. Equipada con un potente escudo protector térmico que protege la estructura del flujo que emana del Sol y que en ocasiones elevará la temperatura a 1400 K, la sonda dispone de cuatro instrumentos que le permitirán estudiar la corona solar.

PSP en WinStars

En efecto, la corona sigue siendo muy poco conocida hoy en día. No sabemos casi nada sobre los mecanismos de aceleración del flujo de partículas que escapan de la atmósfera superior (el viento solar), ni sobre el origen de las altas temperaturas de la corona (1 millón de grados K) que son cien veces más altas que las observadas en la superficie de la estrella.

Un coronógrafo de ángulo ancho tomará imágenes tridimensionales de la corona y la heliosfera interna. El instrumento FIELDS medirá los campos eléctricos y magnéticos, las emisiones de ondas de radio y las ondas de plasma.
ISIS (Integrated Science Investigation of the Sun) proveerá más información sobre las características de las partículas en la atmósfera solar y la heliosfera interna que se aceleran a altas energías (de 10 keV a 100 MeV).
Finalmente, el instrumento SWEAP (Solar Wind Electrons Alphas and Protons) estudiará los electrones, protones e iones de helio que componen el viento solar.

El 4 de abril de 2019, la sonda se aventuró a 25 millones de kilómetros del Sol, viajando a una velocidad relativa de 343.000 km/h, convirtiéndose en el objeto más rápido de la historia de la humanidad. En 2023, la PSP estará cerca del Sol a una distancia de sólo 6 millones de km.

Instalando el módulo Parker Solar en WinStars, se puede ver la posición de la sonda en tiempo real y seguir las 24 órbitas previstas para desentrañar los secretos de la atmósfera de nuestra estrella.